Programa de Intervención Educativa

El programa de intervención educativa tiene como finalidad aportar al alumnado las herramientas necesarias en el proceso de enseñanza y aprendizaje de tal forma que consigan una mayor autonomía en el estudio y desarrollen las estrategias de aprendizaje necesarias que potencien su rendimiento escolar.

Los objetivos del programa son:

  • Facilitar métodos de organización y planificación en el estudio
  • Aprender técnicas de estudio
  • Adquirir un hábito de estudio adecuado a las necesidades personales
  • Desarrollar habilidades que favorecen el aprendizaje (atención, concentración, memoria)
  • Apoyo en las tareas escolares
  • Potenciar el pensamiento reflexivo
  • Fomentar el razonamiento
  • Mejorar la comprensión del lenguaje
  • Desarrollar las estrategias de resolución de problemas
  • Potenciar al autocontrol

Este programa pretende el entrenamiento de las funciones ejecutivas de los alumnos, que son aquellas habilidades y procesos cognitivos que permiten tener un pensamiento flexible y dirigido a metas. Las funciones ejecutivas nos permiten, entre otras cosas, tener un pensamiento estructurado, planificar objetivos mediante un plan estratégico, anticipar y plantear metas, operativizar el tiempo, y autoregular la propia conducta en el desarrollo de las tareas.

Para conseguir estos objetivos, se diseñará un plan individualizado que ayude al entorno del alumno a tener un control diario de las tareas y el estudio, y se proporcionará retroalimentación positiva al alumno para mejorar su autoestima y fomentar su motivación y responsabilidad hacia el estudio.

Se trabajará en grupos reducidos de 5 alumnos, durante 1 hora y media diaria. Para una mayor efectividad del programa se recomienda que el alumno pueda beneficiarse de esta metodología un mínimo de tres días a la semana. De esta manera, podremos paliar la sintomatología característica de los problemas de aprendizaje y garantizar un mejor rendimento en el estudio.

Creemos que el éxito del programa está muy relacionado con la colaboración entre el centro, la familia y el profesorado ya que todos debemos trabajar en la misma línea para motivar al alumno y conseguir los objetivos propuestos. Para ello se facilitarán las vías de comunicación necesarias que nos ayuden a coordinarnos con la familia y el profesorado, se entregará una planificación semanal y una propuesta de actividades que ayuden a optimizar sus métodos de aprendizaje.

El fin último del programa es mejorar el desarrollo escolar de los chicos y chicas ayundándoles a reforzar su área personal y conseguir un mayor bienestar en su ambiente familiar y social.